Hace unos 20 años, para quienes íbamos poco a la cancha, el fútbol Argentino era fundamentalmente relato de radio. En las esquinas, los barrios y cualquier auto estacionado, estabamos "conectados" los domingos a un texto improvisado por el locutor de turno. De más está decir que uno de nuestros preferidos era "ta ta tá" Victor Hugo Morales. Luego, accedimos a las mejores jugadas con la retrasmisión editada de la noche del domingo, casi un pretexto para recordar las imagenes que nos habían sugerido los relatores. Con el pasaje del fútbol-relato al fútbol-imagen y luego al fútbol codificado verdaderamente hemos perdido bastante. A pesar de que podría creerse a priori que con las pantallas gigantes y las nuevas tecnologías de las cámaras que captan el recorrido de un escupitajo pudieron marearnos un poco. Pero la realidad es que aunque nos pese, el partido que realmente queremos ver, generalmente está codificado. Asistir a "ese" partido y presenciarlo de cualquier manera se ha hecho prohibitivo, sea por las largas colas para acceder a la entrada popular, sea por el pago del "pay per view" o por no conseguir lugar en el bar que lo pasa. Y nos fuimos conformando a ver pequeños fragmentos, en retrasmisiones truchas o tal vez en diferidos comentarios...Hoy 11 de agosto de 2009 es un día histórico, tal vez el punto de inflexión para repensar nuestra relación con el fútbol. Esperamos poder volver a elegir, poder mixturar la radio con la tv, hacer zapping de partidos...y poder revivir eso que habíamos perdido: la posibilidad de elegir y de disfrutar del fútbol de otra manera más justa tal vez y un poquito menos mercantil. CHAU TYC!!!!!!!