20.12.10 11:42 p.m.

Argentina primera en poder adquisitivo del Salario mínimo!

Saludamos una noticia que hace tiempo venimos sosteniendo desde el blog, pero que comienza a hacerse carne en los principales economistas.

(http://e-pistolasraras.blogspot.com/2010/08/1740-el-salario-minimo-mas-alto-de.html)

(http://e-pistolasraras.blogspot.com/2010/06/el-bicentenario-en-numeros-hoy-salarios_20.html)

Ivan Heyn, ex-ministro de Industria y economista de AEDA, Junto a Julián La Rocca publican este domingo en el suplemento CASH de Página 12 un artículo referido al poder adquisitivo del salario mínimo en cuatro países comparados. Se toman como referencia artículos de primera necesidad, como fideos, papa, arroz, aceite, etc.
En la misma línea, actualicé los precios de mi base de datos y  ahora ampliados a una lista que incluye a España.

En este sentido, queda claro nuevamente que un trabajador inicial de cualquier rubro consigue más alimentos, viajes, combustible en la Argentina que en ningún otro país
de los comparados. Tengo las fuentes, de cada cosa. Pronto las publicaré en la web para que puedan ser Accesibles. Aquí el resultado.


Las fuentes de los datos las tengo publicadas en http://e-pistolasraras.99k.org/index.html

11.12.10 1:50 a.m.

La construcción del “otro social” como caldo de cultivo


Al momento de la redacción de estas líneas, una cuarta persona acaba de perder la vida en torno a un conflicto por la ocupación en la ciudad de Buenos Aires de un parque público en Villa Soldati.

Aunque la toma fue provocada en torno a una falsa promesa de la legalización de la tenencia de lotes en el parque indoamericano, y fogoneada por gente ligada al PRO, la necesidad imperiosa de una vivienda digna para esas familias que se mantuvieron en el lugar aún a riesgo de perder sus vidas es casi una obviedad.

En apariencia, habría dos bandos en pugna que se disputan el espacio urbano de un modo descarnado, ante la total inacción de los organismos competentes del gobierno de la ciudad. El primer grupo denominado "okupa" por la prensa, es el que pertenece a la "ciudad informal" que estaría integrado por los sin techo, los inmigrantes sin vivienda, los que no tienen voz, los que solo pueden hacerse visibles mediante acciones colectivas. Del otro lado, la ciudad "formal" de los individuos indignados, de los que "pagan sus impuestos", de los que están cansados de pagar un alquiler mientras a los primeros les "regalan todo”, a los quienes los asiste el derecho al uso del espacio público en cuestión.   

Los dos bandos son en realidad un solo bando. Porque los conflictos más graves se producen y generalizan porque los que se enfrentan tienen precisamente más en común de lo que se manifiesta: todos son víctimas del laisser faire (dejar hacer) Macrista, esto es, el mercado inmobiliario que se autoregula y la inacción consciente en materia de asistencia social a indigentes y sin techo. De fondo, en el núcleo del problema, está la política habitacional y social de Macri que consiste en no hacer nada (81 viviendas en un año son por demás elocuentes, al igual que el funcionamiento de la patota de la UCEP). Esta política del no hacer nada se sustenta en el convencimiento profundo e ideológico de que existen diferentes categorías de ciudadanos, y que NO todos los habitantes de la Ciudad autónoma de Buenos Aires son precisamente CIUDADANOS.  

Una punta para desenredar el ovillo de confusión y representaciones discriminatorias, la dio un testimonio recogido por Fernando Alonso, periodista de canal 9: “los vecinos anti-toma estaban en la misma situación que los ocupantes del predio 10 años atrás”. Esto es: diferenciándose del otro se construye la propia identidad.

La construcción del “otro social” es el chivo espiatorio que se encuentra desde la derecha más retrógada para magnificar diferencias que no son tales en la práctica. El otro social es el indocumentado, el malviviente, el extranjero. Y esa construcción es fomentada desde el gobierno de la ciudad, en particular por los dichos públicos de su autoridad máxima, MAURICIO MACRI, edificando otros sociales a quienes echarle la culpa de los robos, delincuencia e inseguridad ciudadana. El fomento de esta representación social estigmatizante y estigmatizadora va generando sin ningún lugar a dudas ese caldo de cultivo necesario para legitimar acciones anti-toma con las consecuencias que todos conocemos.

8.12.10 5:16 p.m.

Wikileaks rioplatense de 1844 (Cuando Rosas meó a un embajador inglés)

El fenómeno wikileaks es en realidad un truco muy viejo. Un medio de comunicación "consigue" secretamente cierta información que casualmente sale publicado en momentos clave de la historia.

Don Juan Manuel de Rosas ya tuvo su wikileaks en 1844. Pero cuando los ingleses fueron a verlo, reaccionó de esta manera:

El 20 de febrero de 1844, El Nacional de Montevideo publicó once cartas dirigidas por el embajador Mandeville al doctor Vidal, ministro de Rivera en Montevideo, en las que "aseguraba estaba habilitado para poder afirmarles que su gobierno no era indiferente al bienestar y prosperidad de la República Uruguaya, como lo vería muy pronto y por las medidas que tomarían para preservarla". Además, le confiaba los pormenores sobre sus entrevistas con el ministro de Relaciones exteriores de la Confederación, Felipe Arana.
El contenido de aquellas cartas irritó al Restaurador y a sus colaboradores, porque revelaban la toma de partido británico por sus enemigos Francia y el Montevideo de los "colorados" de Rivera y los emigrados unitarios. De todas maneras, prefirió no expresar su indignación y per­mitir que Mandeville continuara visitándolo en Palermo.
Cuenta M. Bilbao (h) que cierta vez, luego de recibir al embajador inglés en el salón principal de su residencia y tratarlo con ostensible frialdad, Rosas lo acompañó al jardín, donde un sirviente sostenía el caballo de Mandeville. Cuando el inglés montaba, dispuesto a alejarse escuchó un inconfundible sonido que lo obligó a darse vuelta. Fue entonces cuando vio al Restaurador orinando en su dirección, en una ofensiva y pública demostración de desprecio. No fueron pocos los testigos que debieron ahogar sus risas.

Extracto de "La gran Epopeya" de Pacho o'Donell, publicado recientemente.

Seguidores

Favoriten's Blogs

Labels

Followers