5.1.10

Sandro nos dice desde arriba: "Muchachos, fumando, la VIDA NO SIGUE IGUAL"


Aunque pueda parecer un tanto desconectado del dolor, me gusta siempre pensar que los que quedamos de este lado (línea divisoria que vaya uno a saber que nombre tiene) debemos aprender de nuestros errores y aciertos de cara al futuro para ir de alguna manera generando
lo que en lenguaje académico suele denominarse "mejoramiento de la calidad de vida" y en el barrio se denomina "vivir mejor". Para algunos se llama progreso y para otros tendrá quizás otros nombres. De lo que se trata finalmente es que cada vez que alguien muere, sobre todo si es bastante o muy popular se hace un balance como en los casos de Mercedes Sosa, Fernando Peña, Alejandro Doria y de alguna manera se comenta acerca del legado que deja a nuestra sociedad. El fallecido en este caso, nos deja un poco desolados a los argentinos pero también al resto de Latinoamérica. Se produjo un estremecimiento generalizado en la sociedad. Esto no es bueno ni malo, simplemente sucede. El concatenamiento lógico y egoísta que están haciendo a la vez muchas personas, sientan o no la pérdida sería más o menos así: Sandro es mortal - Sandro se murió - Yo soy Mortal - Yo me puedo morir, Mi viejo es mortal - mi viejo se va a morir algún día, etc.etc. Así ocurre en general con todos los fallecimientos que toman estado público debido a la popularidad del fallecido. Pero además de la coincidencia en el pensamiento generalizada, que de por sí no sería un hecho social como diría Emile Durkheim, existe un ruido, una conclusión en este caso vale la pena prestarle atención: a un fumador empedernido no lo salva ni la fama ni la guita ni nada de una muerte segura, muchos años antes de lo que la naturaleza y dios lo hubieran mandado, hacia donde fue el "GITANO".

El concatenamiento lógico egoísta que estoy haciendo ahora es el siguiente: Sandro era fumador-Sandro se murió a raíz del efisema pulmonar que le causó fumar desde los 10 años - Yo soy fumador - Yo me voy a morir antes de tiempo...

Aún a costa de parecer un tanto inocente (e inductivista) en los razonamientos les juro que pienso que lo mejor que se puede hacer es pensar que este ídolo no se haya ido en vano, sino que se pueda alargar muchas vidas a partir de la experiencia de lo nocivo del cigarrillo.

La lucha de Sandro por advertirnos acerca de los peligroso de fumar, es para mí su legado más preciado...Por supuesto me gustan mucho sus canciones, que quede claro.

Por mi parte voy a llevarlo conmigo como un santo, como una advertencia del ídolo que nos dice desde arriba: "Muchachos, fumando, al final la VIDA NO SIGUE IGUAL"

2 comentarios:

  • CASPA DE MALDITOS says:
    10:01 p.m.

    Yo lo dejé este 31 de Julio, a raíz de un neumotórax subito, que casi em manda para arriba. El cigarro es una mierda

  • Chiman says:
    11:18 p.m.

    Es una mierda MAL!!!!Tal CUal!!!

Seguidores

Favoriten's Blogs

Followers